Trabajo mental del actual campeón

      No hay comentarios en Trabajo mental del actual campeón

Condors ha sido un equipo de altas expectativas desde los inicios de la LFA. Si bien, el desempeño en conjunto tardó en dar resultados constantes, también es un hecho que el equipo atrapó a su afición desde los primeros momentos por la diversidad de talento, siempre presente en el equipo.

Desde 2019 conocimos a un equipo mucho más organizado, comunicado, disciplinado y maduro; dichas características fueron contundentes toda la temporada y percibidas por sus integrantes, afición, staffs y contrincantes en su proceso para coronarse como actuales campeones.

Con intención de conocer un poco más acerca de ese proceso desde el interesante trasfondo y enfoque mental, tuvimos una nueva charla con Margarita Cerviño (Psicóloga Deportiva de Condors) para profundizar al respecto.

¿Trabajaron en las herencias negativas presentes en el ambiente competitivo de Condors?

“En realidad el trabajo estuvo mucho más dirigido a trabajar del presente en adelante; el apego al pasado puede ser un gran distractor que no nos permita trabajar en el aquí y ahora. Es mucho más simple trabajar con lo que está en nuestras manos y en nuestras manos siempre está el presente.

La apertura y disposición del head coach fue crucial para transmitir lo anterior al resto de los coaches y staff. Félix Buendía, además de ser excelente coach, es un gran conocedor ya convencido del alcance de las ciencias aplicadas al deporte.  Esto permitió la intervención conjunta y la fortaleció con el resto de los coaches a lo largo de la temporada”.

¿Cómo se realizó lo anterior?

“La apertura al trabajo es muy importante. Los coaches siempre estuvieron dispuestos a escuchar propuestas y nos brindaron tiempos de intervención en campo, no se requiere tanto. En ocasiones podían ser ejercicios de 7 a 10 minutos a medio entrenamiento. Trabajamos en equipo y un equipo tiene confianza en sus integrantes, debemos dar oportunidad a que las cosas pasen. Es como las bicicletas: solo se mantienen ‘en pie’ mientras estés avanzando y, para avanzar, necesitas confianza en no dejar de pedalear.

La confianza no solo viene de ganar, viene de entrenamientos retadores, interesantes, desafiantes, agradables, divertidos y los que estamos presentes somos quienes construimos ese entorno.  Ganar no es del todo el origen de la confianza, entrenar bien, sí.

Trabajamos en construir un presente ligado a todo de lo que nos queremos rodear. Las estrategias parten del propio deportista ayudándole a encontrar sus habilidades actuales para después ponerlas a su disposición y servicio, no trabajamos en pláticas de motivación. Se gana porque se trabaja bien, no porque se motiva”.

¿Ubicas alguna intervención que haya sido determinante en el progreso de la mentalidad actual de Condors?

“Claro, en ocasiones las oportunidades pueden tocar la puerta en volumen bajo y debemos estar atentos para escucharlas y dejarlas pasar. Así fue como un sábado de entrenamiento tuvimos la fortuna de coincidir en la ENED (Escuela Nacional de Entrenadores Deportivos) con un entrenamiento de la Selección Mexicana de Fútbol para Ciegos y Débiles Visuales, mientras se encontraban en preparación para su participación en el mundial. Tengo la fortuna de conocer a ambos equipos por trabajos previos. Con el antecedente de que un coach que confía en su equipo de trabajo es un coach que sabe que todas las cosas pueden suceder, ambos estuvieron de acuerdo en juntarnos.

 Esta convivencia no solo fue un encuentro e intercambio entre deportistas; fue una experiencia sumamente enriquecedora el ver a jugadores con diferencias tan considerables de tamaño, aptitudes y habilidades dando su máximo esfuerzo conociendo un poco más sobre esta disciplina deportiva. Los seleccionados nacionales explicaban cómo agudizar sus sentidos para jugar fútbol, intercambiaron sobre cómo correr y tener control del balón aún sin verlo, pero percibiendo todo lo que hay alrededor. Esto permitió un gran cierre conjunto sobre la importancia del saberse capaces de realizar otras actividades, se enfrentaron a nuevas posibilidades en ese presente.

La realidad del deporte es lo que vivieron; en ocasiones puedes tener las mejores condiciones para destacar, pero si no logras lidiar contigo mismo y otras limitantes no se podrá avanzar, con enojo (por ejemplo) nunca no lograrás nada. Todas esas enseñanzas no solo fueron útiles para ganar el siguiente encuentro si no para el resto nuestras vidas”.

¿Qué debe haber en la mente de un campeón?

“No es posible comprometerse a crear campeones únicamente con intervención psicológica, existen muchos factores que participarán en el proceso.

No se trata de preocuparse en no perder, se trata de ocuparse en hacer las cosas bien, serán la suma de los esfuerzos los que nos permiten construir la constancia que requiere este deporte.

Debemos aprender a aceptar lo que se tiene; los deportistas también tienen pensamientos negativos que no son malos, son normales y se puede trabajar con ellos para disminuir el estrés. Este tipo de pensamientos son completamente naturales; sin embargo, no son necesarios. La gran diferencia está en cómo se trabajan.

Todos somos humanos, con miedos y pensamientos, lo que hacemos con ellos, determina quién logra resultados y quiénes no.

Por: Dr. Gerardo Vázquez Villarreal

Director Médico y Ciencias Aplicadas al Deporte LFA

Avatar
Últimas entradas de Mesa de Redacción (ver todo)

Deja un comentario