La huella fósil

      No hay comentarios en La huella fósil

Pasadas las cinco semanas de temporada regular Raptors ha desarrollado un juego un tanto diferente a lo que  hemos estado acostumbrados sin embargo, continúan siendo un dolor de cabeza para cualquier equipo que se enfrente con ellos ¿Cuál ha sido el factor que ha cambiado y la constante en la “furia verde”?

En estos momentos Raptors está ubicado como líder de la división norte con récord 4-1, pero han dejado de ser el equipo con más producción ofensiva como lo fueron la temporada pasada debido a las rotaciones de quarterback que se han visto obligados a hacer y que afectaron la consistencia y el ritmo.

Por un lado, vimos al quarterback titular, Bruno Márquez (número 13) que ha generado 559 yardas y 4 pases de anotación a pesar de jugar 3 de 5 partidos debido a una lesión en la muñeca. Apareció el quarterback canadiense Graham Kelly (quien renunció a su participación con el equipo posteriormente) dándoles la victoria contra de Pioneros. El quarterback recién egresado de liga mayor, Ozdi Barona (número 12) abrió el juego contra Osos los llevó a una victoria más, en total ha generado 109 yardas y un pase de touchdown. Nunca se había visto a tres quarterbacks como titulares bajo el mando del head coach Guillermo Gutiérrez.

Los jugadores más productivos ofensivamente son Dan ávila (número 3) con 2 anotaciones y 172 yardas, seguido por el corredor Germán Maldonado (número 28) con 138 yardas. El receptor Manuel Barrios (número 19) es uno de los más eficientes en cuanto a yardas se refiere con 213 y una anotación; tres receptores están empatados con dos touchdowns: Rodrigo Aquino (número 15), Diego Yañez (número 80) e Iván García (número 16).

Lo irónico de la “furia verde” fue que su mejor juego ofensivo fue contra Dinos en Saltillo ya que generaron 374 yardas, una alta productividad aérea a pesar de que Márquez estuviera resentido de la muñeca y ante uno de los perímetros más efectivos de su división, pero terminaron con el marcador a favor de la “ola morada” 29-30.

Tal vez fue el mejor juego ofensivo, pero el peor juego defensivo para Raptors ya que ha fue la cantidad máxima de puntos que ha recibido; de hecho, es la mejor defensiva debido a que solo han permitido 44 puntos en total y la segunda mejor por tierra con solo 537 yardas en contra.

Cerraron la mitad de la temporada con un partido donde dejaron en ceros a Fundidores en casa y con un calendario restante muy interesante, ansiosos por regresar a los emparrillados pues en la semana 7 reciben a Dinos, con quienes tienen cuentas pendientes; contra Artilleros como el primer enfrentamiento de ambos; el revivir el Tazón México IV al visitar a Condors y el lograr su primera victoria en Monterrey.

Al equipo no le hace falta nada más que tiempo para que, poco a poco, muestren esa constante y vayan subiendo en las estadísticas. En esa segunda mitad de la temporada la motivación no faltará. El equipo ha reflejado confianza entre ellos y representan lo que la frase “hombro con hombro” significa.

Por: Fernanda Mayen

Fernanda Mayen
Últimas entradas de Fernanda Mayen (ver todo)

Deja un comentario