Histórica actuación de las Selecciones Nacionales de Flag Football ; México termina dentro del top tres en los World Games

Desde que se dio a conocer que el Flag Football estaría incluido en la competencia de los World Games las ilusiones para el tricolor se despertaron de manera inmediata y en estos días de competencia los seleccionados nos han hecho vibrar de emociones.

El recorrido de la rama varonil fue un tanto complicado cayendo en el primer día ante Austria e Italia, pero retomaron el camino y la confianza al vencer a Alemania en el último día de la fase de grupos, colocándose en el tercer lugar de su grupo.

En los cuartos de final lograron vencer a Dinamarca 32-18 avanzando a la semifinal y acercándose así a la lucha por alguna presea.

Desafortunadamente para los mexicanos la revancha no se pudo dar ante Italia, cayendo por segunda ocasión, lo que los llevó a pelear por el bronce ante Austria, equipo con el que también habían perdido en la fase de grupos.

La primera mitad fue de respuestas inmediatas de ambas ofensivas y finalmente se logró ejecutar una mejor defensiva mexicana que le dio la oportunidad de aumentar la ventaja a la ofensiva y sellar el triunfo así como la presea de bronce para México.

En el caso de la rama femenil, las mexicanas llegaron arrasando desde el día uno venciendo a todos sus rivales de la fase de grupos (Japón, Brasil e Italia). Realmente se logró percibir el dominio y el talento balanceado en la ofensiva y la defensiva, haciendo un equipo totalmente completo.

En los cuartos de final vencieron a Francia 41-6 y en la semifinal, aunque las panameñas dieron batalla la primera mitad, las mexicanas consiguieron despegarse y dominar 36-7, logrando, a su vez, una victoria histórica para las mexicanas en el flag femenil.

La pelea por la medalla de oro fue contra Estados Unidos, aquel rival con el que cayeron en el mundial de Israel a finales del 2021 y las dejó con la medalla de plata, aquel país que se considera “domina” el football y sus variantes. No había mejor reto y prueba para este equipo que, desde un principio, mostró hambre y tenía un solo objetivo.

El partido inició con una imponente jugada ofensiva de las estadounidenses, pero un castigo les arrebató los puntos y finalmente la defensiva tomó ventaja con un pick six, posteriormente un safety para romper el cero en el arranque, algo importante en la primera mitad.

El turno de la ofensiva llegó y, como ya nos tenían acostumbrados, las jugadas empezaron a fluir con mucha armonía y agresividad. La defensa también logró congelar a las estadounidenses dejándolas sin puntos prácticamente 26 minutos de juego activo y, para el momento que llegó esa anotación de “las locales”, las mexicanas estaban arriba en el marcador por 30 puntos, era imposible que dieran batalla.

Parecía que el partido de la final iba a estar cerrado, pero nadie contó con que el dominio de las mexicanas fuera de principio a fin, logrando así poner en lo más alto el nombre de México y endulzando nuestros oídos al entonar el himno nacional en la premiación.

Sin duda el equipo femenil de la selección mexicana vale oro y en esta ocasión lo confirmaron teniendo, a su vez, una histórica actuación.

México terminó en tercer lugar en la rama varonil, abajo de Italia y Estados Unidos, mientras que se dominó en la rama femenil, compartiendo pódium con Estados Unidos, que quedó en segundo lugar y Panamá en tercero.

El flag en los World Games concluyó, para muchos, con éxito, abriendo cada vez más las puertas para la posibilidad de verlo en los Juegos Olímpicos del 2028, haciéndonos soñar y querer impulsar todavía más a esta rama del football; a este deporte que hoy nos ha regalado una de las más grandes glorias.

Deja un comentario