Guillermo “Billy” Villalobos, jugador de impacto.

Desde los cinco años de edad Guillermo “Billy” Villalobos entró en el fútbol americano con la inspiración y guía de su padre. Así, a muy temprana edad, comenzó la historia de este receptor tan destacado a nivel nacional, esperando que se convierta en uno de los extranjeros más importantes en la CFL.

Su desempeño siempre ha destacado a los ojos del espectador. Culminó liga mayor en Borregos del campus Estado de México (conocidos como Borregos CEM) donde logró el récord de yardas ganadas al acumular 230 con 35 recepciones en 2015, colocándose entre los receptores más destacados de CONADEIP.

Años después, se incorporó a la LFA en el equipo de Eagles (ahora Mexicas) volviéndose de los veteranos con mayor impacto, gracias a todos los logros que ha conseguido a lo largo de los 5 años de trayectoria con la liga.

En 2018 logró el campeonato con Mexicas en el estadio de la Ciudad de los Deportes al vencer a Raptors 17-0 en el Tazón México III. Además de formar parte del equipo ganador, fue nombrado jugador más valioso del partido con 140 yardas acumuladas en 10 recepciones y ser el autor de las dos anotaciones del equipo.

A pesar que en 2019 no pudiera defender el campeonato, estuvo pleno de momentos llenos de júbilo al ser el mejor receptor con 971 yardas y 7 anotaciones, generando el doble de yardas que cualquier otro receptor de la liga en ese año. Fue el segundo seleccionado (11 global) de los Reblacks de Ottawa en el primer Draft LFA-CFL obteniendo la oportunidad de visitar tierras canadienses en busca de un lugar.

El 5 de junio de 2019 fue activado en el roster oficial portando el número 75. Jugó 8 partidos con un desempeño positivo, tanto que firmó para una segunda temporada con el equipo confirmando el trabajo y el esfuerzo realizado en su año de novato, superando las barreras, rompiendo los estereotipos; volviéndose un orgullo para los mexicanos.

Villalobos ha sido una inspiración, tanto para las pequeñas generaciones que lo han colocado como un referente y modelo a seguir, como para sus mismos compañeros de la liga, quienes han estado preparándose para alcanzar una plaza en la CFL o simplemente buscando ser jugadores de impacto en sus equipos. 

Billy deja una huella a donde sea que va y así lo seguirá haciendo.

Por: Fernanda Mayen

Fernanda Mayen
Últimas entradas de Fernanda Mayen (ver todo)

Deja un comentario