Coach Alfaro, la historia de un fundador

En el mundo existen algunas personas a las que les toca picar piedra, ser los primeros, abrir el camino y es una mezcla de destino, (quizá) suerte, pero también gran responsabilidad. El coach Ernesto Alfaro regresó a la LFA con la insignia que lo caracteriza: ser fundador.

El coach Ernesto Alfaro ha tenido la fortuna y responsabilidad de iniciar varios equipos de fútbol americano en México. Muchos podemos asociarlo con Mayas en el 2016 y el inicio de la LFA, pero inclusive viene de más atrás, hablamos desde Burros Blancos y su incorporación a ONEFA.

Muchas de las esencias de lo que hoy es Burros Blancos tienen el sello del coach Alfaro, quien además tuvo el reto de dar consistencia al equipo de una institución tan importante como lo es el Politécnico; su estancia en el guinda y blanco fue hasta el 2018.

Además de eso, en el 2016 se sumó al proyecto de la LFA con el equipo de Mayas de la Ciudad de México, siendo los protagonistas y campeones del Tazón México I y II. No solo llevó al equipo al bicampeonato (suceso que ningún otro coach ha podido lograr en la LFA), también logró transmitir un mensaje positivo con la afición, volviéndose un equipo muy significativo, inclusive atrayendo las miradas de los inversionistas convirtiendo a Mayas en el primer equipo de la liga en tener un franquiciatario.

Para el 2018 llegó una gran oportunidad con Borregos Guadalajara, equipo que buscaba tener a un líder con la capacidad de levantar al programa lo que lo llevó a salirse de Burros Blancos, cambiar 100% su estilo de vida, concluyendo también su etapa con Mayas.

Inclusive el coach recuerda todas las travesías y lo que tenía que hacer para tratar de cumplir en la transición a Guadalajara y el compromiso con Mayas, razón por la cual decidió quedarse únicamente con Borregos.

“Sí me quedé con algo en ese entonces, porque realmente el último año que estuve ahí -en Mayas- tuve una gran relación con todos, pero el tema de Guadalajara ya no me permitió estar al 100% y no me gusta trabajar así entonces me quedé con la espinita de dar más”- recuerda el coach Alfaro.

Tuvieron que pasar 4 años (aunque 2 no cuentan por la pandemia) para que el coach Alfaro regresara a la LFA y una vez más con la misión de levantar un programa desde cero como lo es Reyes de Jalisco, pero ya con la experiencia de los primeros tres años de la liga.

“Uno de los principales factores era que los dos proyectos pudieran compaginarse, me dio mucha ilusión poder regresar a un equipo profesional, por todo lo que recorrimos en Mayas”- expresó Alfaro- “También el buscar seguir estableciendo las bases del football profesional de nuestro país, me motivó, que todo esto que se ha estado haciendo desde hace muchos años logre generar una liga robusta.”

Por supuesto que no se podrían dar los mismos resultados inmediatos como cuando estuvo con Mayas por los años de desventaja que tiene Reyes en este momento de los equipos ya consolidados, que iniciaron a establecerse desde el 2016 o 2017.

Sin embargo, más allá de los resultados del equipo, parece ir todo por el buen camino, levantando inclusive el atractivo del football en Guadalajara.

“Definitivamente me encantan los retos”- expresó Alfaro sobre el hecho de estar viviendo otra experiencia de iniciar de cero con otro equipo- “En la vida y en todos los ámbitos son procesos y ciclos. Empezar de cero me motiva. Lo que vale la pena es el resultado del esfuerzo y del trabajo constante”

Sin duda Reyes ha dado mucho de qué hablar, inclusive antes de iniciar la temporada. Todas las cosas que ha establecido el equipo y la parte competitiva que se ha visto en este debut ha sido un excelente mensaje para los años que están por venir.

*Además mencionar que continúan con la oportunidad de vivir su primera postemporada en la liga.

“Lo que ha hecho el coach Alfaro hasta el momento, más allá de los resultados, es tomar un liderazgo inquebrantable de este nuevo equipo profesional de la LFA, lo cual se refleja en los jugadores quienes de manera casi nula han dejado de asistir entusiastas a las prácticas para trabajar en la mejora continua”- expresó Luis Orozco, franquiciatario de Reyes- “Desde la primera entrevista con él me percate de su liderazgo y que es un gran pionero de grandes retos. ¡Él cuenta con mi respaldo! Ambos compartimos la seguridad de que Reyes de Jalisco más temprano que tarde, serán un referente de victorias a nivel nacional.”

Todo tiene un proceso y Reyes sabe que está en buenas manos para hacer un equipo con bases sólidas y atractivas a futuro.

Deja un comentario