Llegaron los Tazones y con ellos la mejor época del fútbol americano.

En fechas cercanas al término de cada año es cuando se juegan los “tazones”. Estos se celebran entre equipos que han sido ubicados en una clasificación específica y que es la que dicta por cuál de los tazones serán contendientes. Así es en el fútbol americano colegial de los Estados Unidos.

Históricamente, el primero en disputarse fue el Tazón de las Rosas (1902), seguido por el de la Naranja (1935), Azúcar (1935), Algodón (1937), Durazno (1968) y Fiesta (1971), entre los más destacados. Así ha sido el esquema determinado por la NCAA (National Collegiate Athletic Association) donde, cada temporada, se celebran 40 tazones.

Estos juegos son el preludio del tazón más importante del vecino país  de norte celebrado desde 1967, el Súper Tazón de la NFL (National Football League), con el cual culminan las temporadas colegial y profesional cada año; y es el último en llevarse a cabo para conocer al mejor equipo del mundo al término de dicha temporada. 

Al ser un deporte que ha echado raíces en México, también se han adoptado esas formas de competencia y nombre (“tropicalizado”, por supuesto).

Nuestras versiones de tazones únicamente han alcanzado a los dos o tres (en ocasiones).

El Tazón Azteca hizo su aparición en 1947 donde, tradicionalmente, se disputa entre la selección de jugadores colegiales mexicanos (provenientes de la Organización Nacional Estudiantil de Fútbol Americano) y una selección norteamericana de similares o un equipo, pero que no corresponden al mayor nivel universitario de Estados Unidos. 

De forma similar, el Tazón de las Estrellas, se ha celebrado desde 2009, por una selección de jugadores mexicanos  perteneciente a la Comisión Nacional Deportiva Estudiantil de Instituciones Privadas.

Estos dos anteriores son versiones colegiales, pero a nivel profesional desde 2016, con el surgimiento de la Liga de Fútbol Americano Profesional (LFA), se han jugado cuatro versiones del Tazón México que va adoptando el año de cada temporada.


Así pues, el tazón mexicano más joven será disputado por quinta vez  el 17 de mayo de 2020. Desde su primera edición hasta el día de hoy, el Tazón México poco a poco ha ganado popularidad entre la afición más leal de este deporte.

Por: Cinthya García Guerrero 

Deja un comentario