Todavía ‘falta’ para el medio tiempo

El aislamiento obligado en el que nos encontramos puede convertirse en el peor enemigo en cualquier momento. El tedio, ocio, inactividad e, incluso, la falta de ánimo son algunos de los rivales que se mostrarán en menos tiempo de lo que creemos.

Resultaría sencillo hacer recomendaciones y dar consejos que simplemente quedarían en un texto sin importancia si nuestra actitud se está viendo afectada. Y no es para menos cuando nos vemos forzados a no hacer lo que cotidianamente realizamos.

Han surgido un sinnúmero de textos que pueden servir como herramientas para sobrellevar una situación como la que vive el mundo. Sin embargo, no todo lo que se publica se ajusta a lo que se necesita o llena las expectativas. Más, cuando la temática y terminología en las que están concebidos no se acerca a nuestra forma de percibir el mundo.

En otras ocasiones se ha hecho la analogía entre el fútbol americano y la vida. Las personas que encontramos esas “coincidencias”, identificamos en la experiencia vigente una oportunidad para aplicar la filosofía de este deporte y continuar con nuestra vida, aunque sea condicionada en muchos e importantes aspectos.

Leyendo a Pete Carroll, Win Forever… live, work and play like a champion, resaltó un párrafo donde se refiere a la competencia con uno mismo. Justamente en un momento cuando las circunstancias están jugando con la psique de las personas, puede ser un respiro encontrar palabras de personajes que ofrecen un panorama diferente de un conflicto.

The only competition that matters is the one that take place within yourself. It isn’t about external factors. Tim Gallwey and his Inner Game approach to performance has had a huge impact on how Ilook at the challenges of coaching. Specifically, Gallwey wrote about how human beings tend to enter a state of doubt when faced with the unknown or uncertainty. When that occurs, he wrote, we instinctively “overtighten”. Physically, when we doubt our ability, we will tend to overtighten our muscles. Mentally, we fear failure and can become emotional and distracted. (p.30)

“La única competencia que importa es la que tiene lugar dentro de ti. No se trata de factores externos. Tim Gallwey y su enfoque del rendimiento en el ‘Juego Interior’ han tenido un gran impacto en cómo veo los desafíos del entrenamiento. Específicamente, Gallwey escribió sobre cómo los seres humanos tienden a entrar en un estado de duda cuando se enfrentan a lo desconocido o a la incertidumbre. Cuando eso ocurre, escribió, instintivamente ‘apretamos demasiado’. Físicamente, cuando dudamos de nuestra capacidad, tenderemos que sobrecargar nuestros músculos. Mentalmente, tememos al fracaso y podemos volvernos emocionales y distraídos.”

Eso es precisamente lo que no se permite en este momento. Ningún aspecto puede ser ignorado y, menos, nuestra mentalidad. Este juego es de todos y el equipo está completo. Nuestra mente puede cambiar el rumbo del partido y este juego todavía no llega al medio tiempo.

Por: Cinthya García Guerrero

Cinthya García
Redes

Deja un comentario