Fundidores inicia fundiendo la cueva del Oso

Llegó el cierre de la primera jornada en la Fortaleza siglo XXI, la casa de Osos de Toluca, al recibir a Fundidores de Monterrey que estaban dispuestos a romper con su mala racha de visitantes en la cueva del mamífero.

Las jugadas de impacto arrancaron desde un principio del encuentro después de que la defensiva de Fundidores frenara el fluido avance local obligando a Osos a intentar un gol de campo. Los equipos especiales bloquearon la patada para que, así, Cosme Lozano (recién reclutado del draft) lo llevara ávidamente a la zona de anotación para abrir la pizarra.

La ofensa toluqueña, bajo constante presión de la línea, no logró avanzar yardas suficientes para mantenerse adentro del terreno de juego. 

La oportunidad para los azules apareció cuando, en territorio enemigo, Jalen Corneiliu soltó el balón que fue recuperado por los locales, sin embargo los frontales regios no les permitieron sacar provecho.

Las líneas defensivas fueron protagonistas en el encuentro; después de una carrera de Dominique Carson, despertó el ataque de Osos. Llegó un sack del novato Martín Maldonado obligándolos a despejar y, en respuesta, los locales encajonaron a la llama fundidora en su propia yarda 7.

Fue entonces que el quarterback, Julio Stephan, en la segunda jugada, a pesar de la presión, lanzó un pase al receptor Aaron Anthony, quien de manera inesperada consiguió la recepción para llevarla a la zona de anotación ampliando la ventaja.

En el ataque toluqueño entró Christopher Jeffrey a los controles para darle un cambio al ritmo ofensivo haciendo un impacto de manera inmediata y, junto con carreras de Rodrigo Rascón y Carson, se acercaron a la zona roja para rematar con la anotación del mismo Jeffrey dando los primeros puntos al equipo.

Tres y fuera para Fundidores y un bloqueo de la patada de despeje colocó a Osos en la yarda 27 del territorio rival. La defensiva del “reino de fuego” se impuso, junto con Máximo González con un sack que los dejó en una tercera oportunidad y largo que no consiguieron; por consiguiente, un gol de campo y para irse al descanso 10-14.

Después del medio tiempo, parecía que los Osos iban a tener una serie que terminaría en puntos, pues con varias carreras consiguieron primeras oportunidades y llegar a zona de gol.

Dos castigos ofensivos de la línea ofensiva los alejó. Tras un centro alto Jeffrey perdió el balón recuperado por Maldonado que lo llevó a la zona de anotación buscando rematar con el punto extra, la defensiva le bloqueó la patada y Humberto Paniagua recorrió todo el terreno hasta la zona de anotación dándole dos puntos a la ofensiva.

Ambas defensivas no permitieron movimientos de impacto. Los nervios se conjuntaron en los últimos minutos del juego cuando la ofensiva local comenzó a carburar poco a poco ahora con Hanzel Dottor en los controles, encontrando varias veces a Daniel Manjarrez para dejar el ovoide en zona de gol.

Restaba un minuto en el reloj y Osos se encontraban en cuarta oportunidad buscando empatar el partido; Dottor mandó un pase a Mario Salas que fue bien defendido por Cantú eliminando la esperanza toluqueña.

Fundidores terminó el juego con formación victoria en la yarda 2; parecía que nada más podría pasar, pero una pérdida de balón recuperada por el mismo reino de fuego en la zona de anotación le dio dos puntos a Osos que no generaron un cambio radical en el resultado.

Fundidores rompió la maldición de perder cuando abren temporada de visita y con pie derecho le dan la bienvenida a la quinta temporada de la liga.

Por: Fernanda Mayen

📷 Jorge Reyes / ImagenShop
www.imagenshop.com

Deja un comentario